Detenido un joven francés por violar a una turista británica en la playa

La Guardia Civil de Calvià ha detenido a un joven francés por una presunta violación a una turista británica en la playa de Magaluf.

El supuesto agresor se encontraba alojado con un grupo de amigos en el mismo hotel que la perjudicada. El pasado miércoles por la noche, la chica celebraba el cumpleaños de una amiga con más jóvenes en su habitación de hotel. Escucharon música en el cuarto de al lado, se asomaron por la ventana y al ver a los jóvenes acudieron a conocerlos.

El grupo de inglesas estuvo hablando y bebiendo con los franceses en la habitación del hotel y, al cabo de un rato, en torno a la una de la madrugada de este jueves, se marcharon hasta a un conocido bar de copas situado muy cerca de la playa de Magaluf.

El agresor, según la versión de la denunciante, le ofreció ir hasta la playa, donde se besaron y mantuvieron sexo consentido. Hubo un momento en que el joven sacó su teléfono móvil, puso el flash y grabó las relaciones sexuales a través de Snapchat, una red social de mensajes efímeros.

La turista le recriminó la acción y le pidió que parara de grabar. Fue entonces cuando el francés continuó forzándola y le amenazó. Le dijo que si se negaba a seguir la ahogaría. La chica, asustada, accedió y luego denunció ante la Guardia Civil lo ocurrido. Los agentes del Grupo de Reserva y Seguridad mostraron una fotografía del sospechoso a la víctima, que lo reconoció enseguida y pronto lo localizaron.

■ El lema feminista «Only yes means yes» se hace fuerte en Magaluf

El joven, nacido en el año 1997, aseguró que las relaciones fueron consentidas y negó que la grabara. Dijo que solo encendió la linterna del móvil para tener luz. Quedó detenido por un presunto delito de agresión sexual. Los guardias civiles le intervinieron el teléfono para analizarlo.

La perjudicada fue trasladada hasta el hospital Son Espases donde un médico forense le realizó una exploración para certificar si sufría heridas compatibles con una posible violación. La Guardia Civil se ha hecho cargo de la investigación de esta supuesta agresión sexual ocurrida en la playa de Magaluf.

Drogas, alcohol, sexo y desfase en las noches locas de Punta Ballena

Un total de 15 agentes de la Guardia Civil, 12 de la Policía Local de Calvià y un gran número de personal de seguridad privada y porterosvelan a diario por la integridad de miles de turistas en Punta Ballena (Magaluf).

El cóctel de drogas, alcohol, sexo y desfase desemboca en múltiples robos con violencia, agresiones sexuales y peleas salvajes entre compatriotas. A menudo se denuncian violaciones, pero no siempre se producen detenciones.

error: Content is protected !!
Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Al hacer clic en el botón Aceptar, aceptas el uso de estas tecnologías y el procesamiento de sus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad