Como Tyson a Holyfield en el MGM de Las Vegas. Un hombre que arrancó un trozo de oreja a otro en Marratxí en 2016 ha sido condenado a dos años de cárcel. El agresor se declaró culpable de un delito de lesiones agravadas este lunes, en el juicio celebrado en la Audiencia de Palma.

El hombre, de 42 años, ha indemnizado a la víctima con 7.500 euros por las lesiones y las secuelas. El tribunal tuvo en cuenta la circunstancia atenuante de reparación del daño como muy cualificada. El perjudicado, de 41 años y también enjuiciado, aceptó nueve meses de prisión por un delito de lesiones.

Los dos hombres coincidieron en el restaurante Ca’s Tord, de Pòrtol, sobre las 23.10 horas del 19 de marzo. Discutieron y se agredieron. Unas dos horas después, uno de ellos fue al domicilio del otro, situado en Marratxí, y esperó a que llegara. Cuando apareció se abalanzó sobre él y le arrancó un trozo de oreja. Los equipos sanitarios no pudieron reconstruírsela.

El agresor también sufrió heridas durante la pelea y estuvo dos días hospitalizado. El hombre, defendido por el abogado Tomás Langer, renunció a cualquier indemnización que le pudiera corresponder por las lesiones.

El letrado solicitó la suspensión de la condena y el fiscal no se opuso con la condición de que no cometa ningún delito en un plazo de cuatro años.

La defensa del hombre que perdió un trozo de oreja, Antoni Cabrer, también pidió que no cumpla los nueve meses de prisión. El representante del ministerio público tampoco se opuso a que no entre en la cárcel si no delinque en dos años.

Dejá tu comentario