Medidas drásticas. Pero también medidas excepcionales. El Govern ha hecho un llamamiento a todo el personal médico y de enfermería que se haya jubilado en los dos últimos años para que se incorporen cuanto antes para luchar contra la pandemia provocada por el coronavirus. La consellera de Salut, Alba Vergés, ha detallado que la petición es para todo aquel que tengo menos de 70 años. Además, ha solicitado que a ellos se añadan titulados en Medicina y Enfermería en el año 2019, así como estudiantes de último año. Una medida excepcional que debe ir acompañada inevitablemente, a juicio de la Generalitat, de un confinamiento total de Catalunya que Quim Torra lleva reclamando a Pedro Sánchez desde el viernes. Si no se pone en marcha, la portavoz del Govern, Meritxell Budó, ha advertido este mediodía que el sistema sanitario público catalán entrará en “estrés máximo” este fin de semana y puede “colapsar”.





Esta última medida se justifica ante el temor de que el sistema sanitario catalán se colapse en días venideros. “Prevemos un crecimiento de casos brutal”, ha dicho este mediodía Vergés. El Govern considera que debe maximizarse tanto como se pueda la fuerza profesional para combatir la pandemia. “En las próximas semanas nuestro sistema sanitario hará frente a una escalada de demandas de atención por Covid-19 que tensionará enormemente nuestras organizaciones y al personal” médico, ha reconocido Vergés. Para maximizarlo, el Ejecutivo catalán quiere movilizar a todos los titulados en Catalunya el año pasado. Serían 973 personas que obtuvieron el título de Medicina en las universidades catalanas, si bien no todas ellas permanecen en Catalunya, “pero sí una buena parte”, ha explicado la consellera. Esta promoción de médicos es la que mayoritariamente se presentó al examen MIR del pasado 25 de enero y que están a la espera de adjudicación de plazas.


El Ejecutivo catalán pide la colaboración de 1.502 médicos y personal de enfermería retirados en los dos últimos años





Vergés ha detallado que el Govern ha solicitado la colaboración de las universidades catalanas a través del Consell Interuniversitari de Catalunya para localizar a estos profesionales recientemente titulados. La petición se cursó el pasado 16 de marzo a los rectores. Hoy, tras rellenar un formulario de inscripción, la consellera ha asegurado que se han identificado ya 400 nuevos médicos que “podrán agrandar” el sistema sanitario.

Con respecto al llamamiento a los jubilados, Vergés ha destacado “su talento acreditado”, que puede ser “de gran valor en esta situación” de crisis. Sólo en el Institut Català de Salut, en los últimos dos años se han jubilado 1.502 profesionales, entre médicos y enfermeros, de los cuales “941 enfermeras, 561 médicos y médicas”. “Hacemos un llamamiento a estos profesionales que tengan menos de 70 años y que quieran incorporarse al servicio activo en estos momentos excepcionales”, ha reclamado la consellera de Salut.






Budó anuncia que ya se han derivado casos desde la sanidad pública a la privada





En tercer lugar, la Generalitat ha demandado la ayuda de los estudiantes de Medicina y Enfermería de último año, si bien la consellera ha querido remarcar que entre este sector ha habido muchos voluntarios desde principios de la crisis. En este punto, la movilización sería cuantiosa, pues en estos momentos en Catalunya hay 1.700 estudiantes de Enfermería de último año de nueve universidades diferentes, unos 970 estudiantes de Medicina en el último año de siete facultades. La consellera ha explicado que el 17 de marzo se pidió ayuda, de nuevo, a los rectores y ha afirmado que la medida se extenderá a estudiantes de todos los cursos.

Pero el Govern insiste una y otra vez a la Moncloa que es imprescindible el confinamiento total de Catalunya. Budó ha lamentado nuevamente que el presidente del Gobierno no haya atendido a esta demanda, cursada por escrito por el conseller de Interior, Miquel Buch, y la consellera de Salut, Alba Vergés. Como el Govern no tiene competencias para ordenar el cierre, ha pedido a la ciudadanía que siga sus instrucciones de no salir de sus hogares, especialmente ante la proximidad del fin de semana. “Tenemos que ser muy conscientes de que nos acercamos a una situación muy complicada”, ha dicho la portavoz del Ejecutivo catalán. Buch ha reiterado la necesidad del confinamiento y ha afirmado que habrá dispositivos policiales para controlar este fin de semana “tentativas de salir a una segunda residencia” en todo el territorio catalán “para garantizar que se garantiza un confinamiento real” que ayude a la propagación de la enfermedad.






Vergés afirma que para las próximas semanas se prevé un “crecimiento de casos brutal”





Budó ha anunciado que ya es están derivando casos de coronavirus a la sanidad privada y que el presidente de la Generalitat está en permanente contacto con diferentes directores de centros hospitalarios de Catalunya.





Dejá tu comentario