Ley de la Segunda Oportunidad, una gran apuesta de futuro

Como ya sabemos atravesamos tiempos de crisis en los que cada vez son más las personas que encuentran su muerte financiera. Así es, son muchos los ciudadanos que no pueden hacer frente a sus pagos, lo que aparte de provocarles el consecuente daño psicológico, les lleva a la inclusión automática en ficheros de morosidad, lo que irremediablemente les imposibilitará la solicitud de créditos hipotecarios o cualquier otro tipo de financiación.

Ciertamente, la oportunidad de comprar un coche o adquirir una vivienda habrá tocado a su fin, por no hablar del emprendimiento de cualquier negocio, ya que al formar parte del registro de morosidad es poco menos que imposible obtener financiamiento.

Además, a partir de este momento el deudor pasa a ser objeto de una gran cantidad de llamadas telefónicas y mensajes procedentes de los acreedores que terminarán minando su moral.

De igual forma, todos sus bienes serán incautados.

Como se puede apreciar, el deudor queda expuesto a una situación bastante complicada. No obstante, debes saber que existe una solución gracias a la cual el ciudadano podrá volver a partir de cero y empezar de nuevo libre de cargas económicas. Se trata de la Ley de la Segunda Oportunidad.

¿En qué consiste la Ley de Segunda Oportunidad? 

La Ley de Segunda Oportunidad está regulada en el Real Decreto-ley 1/2015. Se trata de un recurso legal que permite a personas físicas cancelar todas sus deudas, poniendo punto final a su situación de insolvencia.

¿Para qué se suele utilizar?

Acogiéndote a esta Ley obtendrás varios beneficios:

  • Cancelar todas tus deudas. 
  • Conseguir un plan de pagos. 
  • Obtener una suspensión de embargos.
  • Salir de los ficheros de morosidad para poder disfrutar de nuevo de todos los productos bancarios existentes en el mercado.

Eso sí, existen una serie de condiciones que se deben cumplir antes de solicitar su puesta en acción. Para que vayas tomando nota te adelantamos algunas de las más importantes. 

Requisitos necesarios para poder ejecutar la Ley de la Segunda Oportunidad

  • Antes de nada decirte que resulta indispensable que las deudas no excedan de los cinco millones de euros.
  • Por supuesto, debes demostrar que no dispones de patrimonio suficiente para hacer frente a los pagos.
  • Tampoco debes haber pasado un proceso concursal en la última década
  • Ni haberte acogido a la Ley de la Segunda Oportunidad en los últimos diez años.
  • Por último, otra condición imprescindible es probar que en todo momento se ha actuado de buena fe.

Como es posible comprobar son varias la disposiciones que se tienen que observar para que un deudor pueda ampararse en la Ley de la Segunda Oportunidad. 

La liquidación de deudas, es un proceso que requiere la participación de un equipo de abogados especializados en esta Ley que garantice el éxito de las soluciones, consiguiendo los mejores resultados así como la exoneración de las deudas.

Tanto el proceso extrajudicial de renegociación del impago como el judicial entrañan en sí mismos una gran complejidad de acciones que deben llevarse a efecto. Cualquier variación en los términos por mínima que sea puede marcar una gran diferencia para el interesado.

Por ello, lo más recomendable es solicitar el asesoramiento de un experto equipo de abogados ley segunda oportunidad madrid, como el que encontrarás en empiezadecero.es, una plataforma segura y confiable que cuenta con una amplia trayectoria en el sector y en la que te guiarán, brindándote siempre el mayor apoyo posible para obtener la mejor alternativa a la hora de cancelar todas tus deudas.

¿Cuánto dura todo el proceso?

Ciertamente, la Ley de la Segunda Oportunidad no tiene una duración fija:

  • De 3 a 6 meses, si se llega a un acuerdo extrajudicial para negociar con todos los acreedores la eliminación de una parte de las deudas y la obtención de una nueva cuota asumible.
  • 1 año, si se trata de deudas ordinarias (Bancos, créditos al consumo, facturas impagadas…).
  • 2 años, en caso de tener activos inmobiliarios.
  • 5 años, para completar la fase de liquidación.

Para terminar, solo resta comentarte que durante todo el tiempo que dure el procedimiento siempre estarás protegido por Ley.

Si quieres conocer otros artículos Relacionados a Ley de la Segunda Oportunidad, una gran apuesta de futuro puedes visitar la categoría Derecho.

Índice
  1. ¿En qué consiste la Ley de Segunda Oportunidad? 
  2. ¿Para qué se suele utilizar?
  3. Requisitos necesarios para poder ejecutar la Ley de la Segunda Oportunidad
  4. ¿Cuánto dura todo el proceso?
Subir

Este sitio web utiliza cookies para asegurarse de obtener la mejor experiencia en nuestro sitio web

Esta web utiliza cookies propias para su correcto funcionamiento. Contiene enlaces a sitios web de terceros con políticas de privacidad ajenas que podrás aceptar o no cuando accedas a ellos. Al hacer clic en el botón Aceptar, acepta el uso de estas tecnologías y el procesamiento de tus datos para estos propósitos. Ver
Privacidad