Agustina Kämpfer: citada a declaración indagatoria

Después de la detención de Amado Boudou, ex vicepresidente y ex ministro de economía kirchnerista, en la mañana de hoy, la justicia citó a quien fuera su novia hace unos años, Agustina Kämpfer.

El juez Ariel Lijo citó a la ex novia de Boudou a declaración indagatoria, la que tendrá lugar el día 8 de noviembre, en la causa por lavado de activos y enriquecimiento ilícito.

El juez Lijo quiere conocer el origen de los fondos con los que en el año 2010 (plena década ganada), el ex vicepresidente le compró a Kämpfer un departamente en Palermo Hollywood por 120 mil dólares, lo que representa una inconsistencia económica.

En su momento, Amado Boudou había explicado que compró el inmueble con 30 mil dólares de su capital más un préstamo de 90 mil dólares que le hizo su hermano Sebastián Boudou.

Sin embargo, la justicia no encontró ningún documento que muestre dicho préstamo, y en cuanto a los números de Agustina Kämpfer, también hay ciertas dudas, ya que en 2010 tuvo un desfase 316 mil pesos.

Pero además del inmueble, también se investiga la compra de una revista por parte de Kämpfer, ya que con sus sueldos de notera de televisión no se pueden justificar dichas compras.

La década ganada, como llamaron los kirchneristas a la década de mayor corrupción de la historia argentina, dejó como saldo no solo muchos delincuentes, organizados en una asociación ilícita, sino también miles de víctimas de la corrupción, como lo fueron los muertos en la tragedia de Once o los muertos en la inundación de La Plata, solo por tomar dos ejemplos.

Con el cambio de gobierno en 2015, se pudo allanar finalmente el camino par que los jueces, que hasta ese momento tenían miedo, pudieran avanzar sin freno sobre los corruptos del gobierno kirchnerista, quienes amparados en el poder, esquivaron continuamente, durante 12 años, el accionar de la justicia.

Sin lugar a dudas, de haber sido Daniel Scioli el Presidente de Argentina, estas detenciones de corruptos que se ven todas las semanas no se hubieran producido, y toda aquella estructura de robo y corrupción seguiría intacta, con Cristina Kirchner al frente y como única jefa de la banda más corrupta de la historia.

Dejá tu comentario